Archivo para 12 septiembre 2012

Taller de cometas en Ibdes.

El pasado 11 de agosto tuvimos el placer de realizar un taller de cometas en el pueblo de Ibdes. Este pueblo se encuentra en un enclave maravilloso cercano al Monasterio de Piedra y a los balnearios de Jaraba.

Habíamos quedado sobre las 11 de mañana en el pueblo para realizar una fantástica visita, guiada por los lugareños, de los lugares más representativos de Ibdes. Estuvimos en la gruta de las maravillas, las cascadas del río Mesa, etc. Y lo mejor de todo es que la gente de allí nos daba todo tipo de detalles y explicaciones… muy buena gente.

Tras estas visitas nos llevaron a un asador donde puedes llevar la carne siempre que compres las bebidas en el bar que allí tienen. Madre mía como estaba la carne que llevaron esta gente. Ternasco, morcillas, panceta, longanizas, salchichas… y para terminar unos postres caseros que hicieron las delicias de todos, mayores y pequeños.

Con la panza bien llena y tras una sobremesa muy amena, nos fuimos al pabellón de Ibdes para preparar el tema del taller de cometas y tener todo listo antes de la llegada de los niños del pueblo.

Primero les pusimos unos videos de festivales donde pudieron ver todo tipo de cometas, tanto de tracción como acrobáticas o estáticas. Una vez terminada la proyección pasamos a explicarles todo el material que llevábamos para que conociesen los tipos de cometas que existen, así como su manejo y construcción. También hubo alguna que otra preguntilla y sobre todo risas y buen ambiente.

A continuación pasamos a explicarles el taller que íbamos a realizar con todos los pasos a seguir. Y nos pusimos manos a la obra en la construcción de la cometa Sled con los vinilos de colores, las varillas de bambú, cintas, bridas y todos los materiales necesarios. La verdad es que se les dio muy bien el tema y terminamos el taller muy satisfechos, esperando que hubiesen disfrutado por lo menos tanto como nosotros.

Agradacer a los amigos de Ibdes su trato con nosotros ya que nos hicieron pasar un día fantástico, tanto a los mayores como a los peques, que no pararon desde que se levantaron hasta que cayeron rendidos a la noche.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.